Cronología de Florinda Donner-Grau, Parte X [Julio 1996 - June 1997]
por Corey Donovan
traducción por José González Riquelme

20-25 de Julio de 1996 - Taller intensivo de Tensegridad en el Pabellón Pauley de la Universidad de California, Los Ángeles, en donde dieron charlas Castaneda, las tres Brujas y Nury Alexander.

Florinda contó la historia de su coche deportivo, que fue estrellado por la vieja Florinda. [Otro episodio completamente omitido en Ser en el ensueño.] Contó que solía competir en carreras automovilísticas en Brasil, que sólo vivía para el circuito, y aseguró que era si no la primera, sí una de las primeras, conductoras en aquel país. "Vivía para conducir, y me encantaba conducir de prisa".

Aseguró que había pagado su coche al contado, "un bonito modelo deportivo pequeño". Se lo llevó a Tucson, sin decirle a nadie que se iba de Los Ángeles, fue a un hotel en Tucson, se bañó, comió, se arregló, y se dirigió al norte de México. Según se acercaba a la casa de los brujos, empezó a tener recelos por haber comprado el coche, preguntándose qué dirían los brujos.

Nos dijo que cuando llegó allí todos la estaban esperando. Admiraron el coche, y le sugirieron que se lo dejara a la vieja Florinda para que diera una vuelta. Florinda dijo que no creía que la vieja Florinda supiera conducir. Pero de repente, Genaro dio un salto increíble hasta el asiento trasero y la vieja Florinda ocupó el asiento del conductor, mientras Florinda se sentó en el asiento del acompañante, todo antes de que se diera cuenta de lo que estaba pasando.

Y así salieron, subiendo como un rayo por carreteras de montaña, con la vieja Florinda haciendo el doble embrague y sorprendiendo a Florinda con su habilidad como experta conductora. Iban bastante rápidos; Florinda se giró y vio a Genaro que, en el asiento trasero, se le estaba poniendo la cara de color verde. "¡Ay, no!", pensó, "¡Va a vomitar en mi coche nuevo!" Le dijo a la vieja Florinda que parara y se bajaron del coche. Florinda estaba preocupada por el sitio en que habían parado, porque era una carretera estrecha con muchas curvas, y el coche era un blanco perfecto para cualquier camión que viniera en sentido contrario. La vieja Florinda dijo que ella empujaría el coche para sacarlo de la carretera, y que Florinda ayudara a Genaro.

Mientras Florinda se ocupaba de Genaro, vio cómo la vieja Florinda empujaba el coche hasta la curva. Una vez que llegó a ella, se detuvo, y soltó el freno. Florinda se quedó mirando, sin poder creerlo, cómo la vieja Florinda empujaba el coche hasta hacerlo caer por un barranco.

Florinda se dio cuenta entonces de que la situación había sido maquinada: la admiración que despertó el coche, la petición para conducirlo, las posiciones en que se sentaron, el mareo de Genaro, el sitio donde pararon. Se puso furiosa. Afirmó que el coche no estaba asegurado, y que había invertido todo su dinero en la compra del vehículo. No había manera de comprar otro. [Menos mal que consiguió retener su coche deportivo de cuatro años, en su convenio de divorcio, en 1972. ¡Ummm!, pero esto debió ocurrir aproximadamente al mismo tiempo que este incidente, ¿verdad?, puesto que Genaro supuestamente se fue con don Juan en 1973.]

Volvieron caminando a la casa de los brujos, Florinda gritando a la vieja Florinda por lo que había hecho. La dejaron fuera de la casa y cerraron la puerta; Florinda se puso a llorar, porque nunca la habían dejado en la calle. Más tarde encontró que la puerta estaba abierta, pero no halló su hamaca y volvió a llorar. Finalmente, la vieja Florinda la convenció de que fue su preocupación por ella lo que hizo que destrozaran el coche. Florinda estaba a su cuidado, y ella había visto que no le convenía conducir.

Florinda afirma que desde entonces no ha vuelto a conducir. Nos dijo que "a veces aparca los coches y en alguna ocasión hace de chófer para alguien", lo cual la divierte mucho, pero que ni tiene ni conduce coche alguno.

Florinda también describió al "palomo" inorgánico de Taisha. Supuestamente no tiene piernas, y es del tamaño de un perro. Se desplaza con el estómago. Taisha quería traerlo a la charla ese día. Carol y Florinda habían "intentado disuadirla", temiendo que asustara a todo el mundo. Taisha encontró el modo de esconderlo en el coche, pero Carol y Florinda lo descubrieron justo antes de llegar.

Florinda aseguró que "Carlos ya no estaba aquí. Su conciencia, probablemente en un 90%, esta ahora ahí fuera, enfrentándose a 'ello'. Él ya no está realmente con nosotros; le cuesta cantidades enormes de energía" dar las charlas y contestar a nuestras preguntas.

27-29 de Septiembre de 1996 - Seminario de la Ciudad de México, en el Palacio de los Deportes, cerca del aeropuerto. Florinda y Taisha estuvieron presentes.

Durante la primera parte de su charla, Florinda contó la historia, que ya había contado en Westwood, sobre su "coche rojo recién estrenado", que la "Gran" Florinda tiró por un barranco; su rabia por dejarla fuera de la casa y luego cómo se deshizo en lágrimas en el portal. Cuando al fin vio que la puerta ya no estaba cerrada, contó que fue a "su" habitación y no encontró dónde acostarse, ya que su hamaca había desaparecido. Todas estas "maniobras" la habían "llevado más allá de sus límites". Don Genaro estaba allí y cuando le preguntó por qué habían hecho aquello, le dijo que, debido a la predilección que ella tenía, era la única manera de atraer realmente su atención y forzarla a cambiar. Un punto menos y ella hubiera seguido siendo la misma de siempre.

La segunda parte de su charla se centró en la pasión del guerrero, que hace que los brujos sigan avanzando: "la pasión por lo desconocido, por la aventura y por cualquier situación en la que se encuentren al navegar". Después hizo sonar una canción grabada que supuestamente don Juan solía escuchar, titulada "Adelante". Unas 1200 personas estaban presentes.

29 de Noviembre - 1 de Diciembre de 1996 - Seminario de Pasadena, en el Edificio del Centro de Exhibiciones de Pasadena. Castaneda, Florinda, Carol y Taisha hablaron, y Nury leyó el capítulo, del libro que Castaneda estaba escribiendo, "Eventos Memorables", que trata del regreso de Carol Tiggs.

Castaneda criticó el apego a la tradición de su linaje, y aseguró: "Ahora ya no hay reglas". Habían esperado que explicando las cosas ayudarían a que la gente llegara a comprenderlas y pudieran dar el salto, pero "no había habido mucho avance por ese camino", de manera que en el futuro pondrían más énfasis en las acciones prácticas. Castaneda dijo que don Juan le dio la tarea de cuidar de las tres brujas, y dijo que manejarlas era "tan difícil como cambiar la cadena de una sierra de cadena cuando está en marcha". Florinda habló durante una hora. Describió los no-haceres que don Juan había sugerido, incluyendo los no-haceres de la ropa de vestir, entre los que estaba el andar desnuda (pero no en público) con varios insectos pegados en sus tetas. Bromeó diciendo que los días malos sólo usaba moscas. Los otros días se ponía mariposas y escarabajos. Cuando don Juan le sugirió que se atara tomates en sus partes genitales, se quedó pasmada. Aseguraba que nunca volvió a ver la ropa como la veía antes. [Sin embargo, parece que se olvidó de todo esto cuando escribió Ser en el ensueño, que parecía cubrir todas sus interacciones y conversaciones no "ensoñadas" con don Juan.] Había unos 750 participantes, y el costo era de 400 dólares, o 300 para los que ya habían asistido a tres seminarios.

Replica Watches  Replica Watches

31 de Enero de 1997 - Distribución entre los accionistas de Cleargreen de 137.333 dólares, procedentes de unas ganancias retenidas de 596.876 dólares. (Esta vez Talía saca $34.097, Kylie engancha $18.758, Muni barre $12.419, Nyei con $10.146 gana por la mano a Renata con $10.124, Florinda revela $9.941, Taisha salda con $9.890, Nury registra $7.791, Fabricio agarra $6.668, Bruce y Tracy cada uno se arreglan con $6.043, Zaia libera $2.574, Tycho genera $2.201, mientras Grant clava $632.) [Otro fragmento de contabilidad sacado de los documentos presentados como prueba a petición de C.J. Castaneda, en el proceso de validación del testamento.]

15 y 16 de Febrero de 1997 - Taller intensivo de repaso en el campus de la Universidad del Estado de California, en Long Beach. [Florinda no dio charlas ni apareció, pero habló dos días más tarde, el 18 de Febrero, a los participantes de lengua alemana.]

1 de Abril de 1997 - La revista española Más Allá publica una entrevista con Carol Tiggs, Taisha Abelar y Florinda Donner-Grau por Concha Labarta [la organizadora del seminario en España]. ["En sus libros más recientes, Ser en el Ensueño y Donde Cruzan los Brujos, hablan de experiencias personales que son difíciles de aceptar. Acceso a otros mundos, viajes a lo desconocido, contactos con seres inorgánicos... Todas son vivencias que desafían la razón y frente a las cuales se dan dos tipos de reacciones: no creerlas en absoluto o bien considerarlas a ustedes como personas especiales, a las que no alcanza la enfermedad, la muerte o la vejez. ¿Cuál es el significado de la realidad cotidiana para una bruja y cómo se encaja el tiempo mágico con el tiempo cronológico?" Las Brujas, seguramente por escrito, y no en persona o por teléfono, contestaron: "Perdone la franqueza, pero esa pregunta es demasiado abstracta y "cogida de los cabellos". Nosotras no somos seres intelectuales y no estamos de ninguna manera capacitadas para entregarnos a ejercicios en los que el intelecto se desplaza usando palabras que en realidad no tienen significado alguno. Ninguna de nosotras, bajo ningún convenio, estamos más allá del bien y del mal, la enfermedad o la vejez". También explicaron: "El viejo nagual y sus compañeros murieron una muerte alternativa, que es posible lograr por cualquiera de nosotros si tuviéramos la disciplina necesaria.

Todo lo que podemos decirle es que el viejo nagual y su gente vivían la vida como profesionales, lo que significa que eran responsables de todos sus actos, hasta del más minúsculo, porque estaban muy, muy conscientes de ellos. Bajo tales condiciones, morir de una manera alternativa no es algo imposible".

18-20 de Abril de 1997 - Seminario de Ciudad de México en el Palacio de los Deportes, Pabellón Ferial Este, titulado "Las seis series de Tensegridad". [Florinda habló dos veces durante media hora cada vez, y cantó una canción que empieza así: "México, lindo y querido, si muero lejos de ti, que digan que estoy dormido, y que me traigan aquí".]

¿1997? - Nayely Tycho Aranha Thal (también conocida como el "Explorador Naranja" y, según habían dicho, "hija" de Florinda), que fue matriculada en la Universidad de California en Los Ángeles con el nombre de "Tycho Aranha", deja la universidad sin pagar su última factura, y no se la vuelve a ver en los seminarios.

20-22 de Junio de 1997 - Seminario de Barcelona. [Florinda y Taisha hablaron. Florinda volvió a contar la historia de la vieja Florinda empujando su nuevo coche deportivo hasta hacerlo caer por un barranco. Florinda aseguró que ellos evitaban el azúcar, aunque don Juan se tomaba "ocasionalmente una cerveza" y a Florinda le gusta el chocolate. Asistieron unos 700; costó 595 dólares.]

27-29 de Junio de 1997 - Seminario de Berlín en Max-Schmeling-Halle, en el Friedrich-Ludwig-Jahn Sportpark. Florinda dio las dos primeras charlas.

A Florinda le preguntaron: "¿No es el mundo de los brujos frío e impersonal?" Ella contestó: "Impersonal, sí. Todos estamos solos frente a lo desconocido. No hay ningún grupo, somos una unidad enfocada en lograr un momento de silencio interior. Somos una unidad que está unida energéticamente, no en la vida de todos los días; somos individuos, vivimos separados. Sólo estamos unidos en nuestro propósito". En respuesta a la pregunta: "¿Cuándo se fueron la Gorda, Josefina y los otros?", Florinda contestó: "En 1985". [En cuanto a "Josefina y los otros", esta declaración contradice las historias que contó sobre sus actividades actuales en el Instituto Rim en 1993 y en otros de los primeros seminarios. De hecho, Florinda y Castaneda se estuvieron refiriendo a las Hermanitas como si aún anduvieran por aquí, en los seminarios y en charlas que dieron hasta final de 1994.]

Florinda volvió a contar la historia del coche deportivo, explicando que le encantaba conducir, y que era muy buena conductora. La vieja Florinda le dijo que no podía volver a conducir. En una ocasión se compró un coche nuevo, un convertible, y condujo hasta Sonora para mostrarle el coche a Florinda. Se entusiasmó, y le pidió ir a dar una vuelta. Hasta ese momento Florinda no tenía ni idea de que la vieja Florinda supiera conducir. Condujeron hasta las montañas y contemplaron el magnífico atardecer.

Luego la vieja Florinda empujó el coche montaña abajo. Quedó completamente destrozado. Florinda estaba muy disgustada, no tenía seguro y había pagado su coche al contado. La vieja Florinda le dijo que así era incluso mejor, pues no podría comprar otro en mucho tiempo. "Pero no hay un buen sistema de transporte público en Los Ángeles, necesito un coche", suplicó. La vieja Florinda, supuestamente, respondió: "No, no lo necesitas. Tienes muchos amigos a los que puedes llamar que estarán encantados de llevarte". Pero nos dijo que ella "no quería llamar a Carlos, porque no quería que supiera lo que estaba haciendo". Florinda aseguró que este acto era un ejemplo del "pragmatismo de los brujos antiguos". Florinda nos dijo que había estado usando la conducción de coches "para evitar hacer algo realmente". Sugirió que todos nosotros utilizamos algún hábito para evitar "hacer el trabajo", y que necesitamos una solución pragmática, aunque no tiene por qué ser tan drástica.

El seminario estaba organizado por Clair, una comuna vegetariana organizadora de seminarios del sudeste de Francia. El costo era de 980 marcos alemanes, o 595 dólares. Las ganancias netas importaron 238.725 dólares, después de unos gastos de 140.775 dólares, que se dividieron 75/25 entre Cleargreen (152.187 dólares) y Clair, según los documentos solicitados por C.J. Castaneda en el proceso de validación del testamento.

Ir a la Cronología de Florinda Donner-Grau, Parte XI